Crisis hídrica en Monterrey



El léxico otrora soez de cuantiosos especímenes regios, ahora fulgura víctima de una ostensible permutación debida a la atroz carestía del ineludible fluido vital que seca su menesteroso discernimiento y los motiva a apuntar adagios de tal índole como «la crisis hídrica» a «la falta de agua»…

Traducción:

La forma de hablar, antes vulgar, de muchos regiomontanos, ahora es víctima de un notorio cambio por la lamentable escacez de agua que les ha secado el cerebro y los hace decir frases ma-ma-do-ras como «crisis hídrica» aunque digan «haiga» en lugar de «haya».

🤪

Comentarios

Entradas populares